Esta hoja evita múltiples enfermedades… descubrela ahora mismo!

La mayoría de los remedios existentes en el mercado para combatir y prevenir enfermedades están extraídos de la naturaleza. Una vez entendemos este hecho y lo preferimos a los fármacos obtenidos por síntesis química, mucho más agresivos para el organismo, estamos preparados para descubrir nuevos campos dentro de la salud que nos pueden ayudar a obtener grandes beneficios para nuestro cuerpo de forma natural.

hoja-de-olivo

En esta ocasión os presentamos uno de ellos, la hoja de olivo, capaz de evitar y paliar múltiples enfermedades como: Candidiasis, Meningitis, Encefalitis, Influenza, Virus del herpes humano 6 y 7, Hepatitis B, Neumonía, El frio común, Virus de Epstein – Barr (EBV), Herpes I y II, La culebrilla (herpes zóster), Malaria, Dengue, Fatiga crónica, Tuberculosis, Infecciones benéreas sexuales como Gonorrea, Diarrea severa, Enfermedades en las vías urinarias, Infecciones del oído y quirúrgicodentales, VIH / ARC / SIDA.

El extracto de la hoja de olivo ha sido probado científicamente a largo del tiempo por sus múltiples propiedades beneficiosas, hallando en él un remedio eficaz contra las mencionadas enfermedades además de la protección del sistema cardiovascular e inmune, contribuyendo también en el aumento de energía, la promoción de una presión arterial saludable, así como prevención de la diabetes y el Alzheimer.

El extracto de hoja de olivo se ha demostrado que protege el corazón de la oclusión coronaria. También protege los vasos sanguíneos del daño. Cuando se toma durante un largo período de tiempo, el extracto de hoja de olivo ha demostrado que puede revertir la arteriosclerosis de forma eficaz.

Todos los beneficios del extracto de hoja de olivo y los componentes de olivo en general, ha dado lugar a un nuevo interés científico en la “dieta mediterránea”. La dieta mediterránea contiene altas concentraciones de aceite de oliva.

Las aceitunas, de las cuales se extrae el aceite, y la hoja de olivo de la cual se obtiene el extracto se obtiene, como su propio nombre indica, del olivo, un árbol que puede llegar a vivir cientos de años y de poca raíz. Generalmente se cultivan en los países mediterráneos, y también crecen en el sur de Australia, Perú y Chile.

Añadir aceite de oliva a tu dieta es muy bueno para tu salud, pero la adición de extractos de hoja de olivo es otra forma natural para mejorar tu salud en formas que probablemente no sabías fuera posible.

Por su parte el extracto de hoja de olivo se encuentra disponible en forma de cápsulas, en forma de aceite o simplemente en hojas enteras. Puedes hacer un té usando el extracto de hoja de olivo y miel, o simplemente poner unas gotas de extracto de hoja de olivo directamente debajo de la lengua.

La hoja de olivo en la Historia

Durante la historia las hojas de olivo han tenido un gran protagonismo, siendo empleadas en el antiguo Egipto para la momificación de faraones, donde además fueron utilizadas por primera vez para fines medicinales. Asimismo las hojas de olivo eran también un símbolo del poder divino. Muchos años después, en el siglo XIX, las hojas de olivo fueron añadidas a las bebidas destinadas para bajar la fiebre, y tiempo después, las hojas de olivo verdes se se emplearon como té en el tratamiento de la malaria debido a las propiedades antibacterianas que posee su extracto.

Por favor, si te pareció interesante, COMPÁRTELO con todos tus amigos y familiares a través de Facebook!

Add Comment