Madre echa a su hijo de casa por ser Gay, la respuesta del abuelo fue Épica

Definitivamente aceptar tu sexualidad no es lo más complicado, el verdadero reto es tener que confesárselo a tu familia y sobre todo a tus padres, no sabes cuál será su reacción. Miles de cosas pasan por tu mente cuando lo único que deseas es ser aceptado y no juzgado. Que te amen pese a tus preferencias sexuales pero no todos corren con la suerte de tener una familia comprensiva, sino, pregúntenle a Chad.

Chad es un joven que tomó la valiente decisión de enfrentar sus miedos y por fin gritar a los cuatro vientos que era homosexual, pues su secreto lo estaba asfixiando un poco más cada día. Así que un buen día se lo confesó a su madre, lo único que él esperaba era su comprensión y apoyo pero terminó recibiendo todo lo contrario. Su madre le gritó sentirse muy avergonzada de él y terminó echándolo de su casa dejándolo a su suerte.

Sin más familia a quien recurrir que su abuelo materno, Chad llegó a su casa muy avergonzado por la situación, triste y decepcionado de la reacción de su madre.

Su abuelo lo recibió con los brazos abiertos y desde el primer momento le expresó todo su amor y apoyo al joven. Así mismo, decidió escribirle una carta a su hija después de saber lo que había hecho:

Querida Cristina:

En estos momentos Chad se encuentra conmigo, por si tenías el pendiente y te sentías preocupada por él. Te aseguro que aquí conmigo estará muy bien.

Sinceramente me siento defraudado, concuerdo contigo al decir que hay una vergüenza en la familia y es que nada más y menos esa eres tú.

No puedo entender como una madre corre a su hijo de casa solo por el hecho de ser homosexual. Es una vergüenza tu forma de actuar, creo que yo no te eduqué de esa manera, te enseñé a respetar y a aceptar las diferencias de los demás, a ser tolerante, ¿cómo lo has olvidado?

De todas tus hirientes palabras hacía con mi nieto, en lo único que tuviste razón fue en decir que tú no tienes la culpa de que él sea gay. Sin embargo, déjame decirte que él tampoco la tiene. Él no decidió serlo, simplemente nació así al igual que nacen personas zurdas.

Pero sabes que, respetaremos la decisión que has tomado, lo has herido y las palabras no se borran tan fácilmente. Eres una persona sumamente intolerante. Y como estamos en todo el derecho de negar a nuestros hijos, yo haré exactamente lo mismo contigo, así que me despido.

Ahora tengo la fortuna de tener a mi nieto conmigo, tengo que aprovechar cada momento a su lado y protegerlo de aquellos que como tú, pretendan herirlo.

No tengo más tiempo para una hija que no demuestra tener corazón. Pero si algún día decides traerlo de vuelta a tu cuerpo y te permites amar a tu hijo tal cual es, aquí estaremos esperándote.

-Tu padre.

¿De lado de quien estas tú, del abuelo o de la madre? Es cierto que nadie nace sabiendo ser padre y no hay un instructivo que nos ayude a ser el mejor, pero lo único verdaderamente importante es el amor que les tenemos a nuestros hijos sin importar como son. No lo olvides.

Comparte la increíble respuesta del abuelo, a más de uno le servirá como reflexión.

Add Comment